Sr Botijo – Hola Sr, presidente ¿Cómo se encuentra esta mañana?

Presidente –  Agobiado, muy agobiado son muchas las cosas que pasan por mi cabeza, golf, puros, amiguetes – ya sabe usted, me debo a mi trabajo-.

Bo – Por fin he conseguido acabar el borrador sobre medidas para el  control de  la sequía y revision del proyecto de ley de medio ambiente.

Pr –  No estoy por la labor de ponerme a leer. Esta mañana ya leí un titular en El Estupor  y por hoy será suficiente. ¿Entiende?

Bo – Tranquilo, faltaría más. Yo le comento por encima, además nadie lo leerá, la portavoz tiene un piquito de oro. Tras su discurso nadie pondrá en duda nuestra gestión. Al menos nadie que nos interese.

Lo primero ha sido analizar ¿Cual es el factor más dañino para nuestro medioambiente? – Aquí hice un gran esfuerzo, tardé un par de minutos al menos-. ¡La sequía! La sequía es lo que hace que se nos desequilibre el Ph.

Así que pensé, ¿En qué gastamos agua? ¿Quién la gasta?

La primera conclusión es que  las medidas serán aplicadas al 70% de la población

Pr – Está claro,  un 70% es la mayoría.

Bo – Es VD un lince, ahí le ha dado. ¡La mayoría de los recursos los gastan los mismos!

No se lo debemos tener muy en cuenta, son proletarios y aspirantes a subir peldaños. Su baja clase es la causa de su ignorancia y no lo hacen con maldad, debemos educarlos.

A lo que vamos, que esto se pone interesante.  Le hilvano las ideas generales y las amplias estadísticas que he reunido tras media hora de trabajo.

PR – Trabaja usted demasiado.

Bo – Lo sé, lo sé.

Principales gastos de agua del día a día de un mindundi :

Ducha, 350 L a la semana

Lavadora, 60L a la semana

Fregar platos, 420 L a la semana

Retrete, 210 L a la semana.

Si somos 42 millones, ese 70% gastan unos  ¡veintinuevemil millones de litros a la semana!

Pr – ¡Oh dios mio! eso no cabe ni en mi piscina.

Bo – Buen apunte señor presidente,

* deberíamos conseguir que la gente no use tanto el servicio por lo que permitámosles mear en la calle.

* deberíamos conseguir que no se duchen demasiado a menudo.

* deberíamos reducir el agua que gastan al fregar platos, reduciendo el número de comidas al dia,  podríamos conseguirlo.

–  y por último pero no  por ello menos importante.

*  Deberíamos conseguir que le den más de un uso a la ropa antes de lavarla.

Pr – Tienes toda la razón, esta gente vive por encima de sus posibilidades. Es hora que se solidaricen con un bien común como es la bioesfera.

Bo – Qué bien habla usted señor presidente.  He aquí que repasando mis ideas, he visto que ya hay un subgrupo de la población que las cumple a rajatabla. Deberían ser el modelo a seguir.

Pr – Nosotros?

Bo – ¿Nosotros un modelo a seguir? No por dios. Además estamos demasiado lejos.

– Los sin techo.

– Llos sin techo cumplen todas las medidas que propongo y con creces.

Pr – Eso generará descontento.

Bo – ¿Descontento, a quién?

– Podremos cambiar el agua a las piscinas todos los dias, tener los campos de golf flamantes. Convirtiéndolos a todos en indigentes, el consumo energético caerá en picado, la gasolina volverá a precios de los 80, podremos andar siempre en coche pues no habrá tráfico alguno y  las emisiones de CO2 serán inexistentes comparadas con el resto de Europa. ¡La sociedad utópica! ¡podemos fabricar la sociedad utópica!  Y vender nuestra cuota de Kyoto a los EhEh! Uh! Uh! que la necestian.

No sé a quien puede generar descontento todo esto, la verdad.

Pr – Cuanto tardaremos en conseguirlo?

Bo – Yo creo que si seguimos 5 años más así, en el 2018 habremos cumplido objetivos, de momento ya tenemos 26% de pobreza infantil y va creciendo.

Pr – Fantástico, ¿ hay manera de acelerar este proceso?

Bo – Claro que sí señor presidente. Matándolos.